Conexio consulting

Turquía completa con éxito la prueba del túnel ferroviario que unirá el lado europeo y asiático

El Gobierno de Turquía ha finalizado con éxito la prueba del túnel ferroviario que circula bajo el estrecho del Bósforo y conectará los lados europeo y asiático, siendo el primero de los grandes proyectos planificados para la ciudad de Estambul. El túnel, que medirá 13,6 kilómetros –incluyendo un túnel sumergido de 1,4 kilómetros– será el más profundo de este tipo del mundo. El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan –que este domingo realizó el primer viaje en tren a través del túnel– ha afirmado que el proyecto ha tardado 150 años en realizarse y que conectar “Londres con Beijing”  no sólo servirá a los ciudadanos de Estambul y Turquía.   Este túnel es parte de un gran proyecto, denominado ‘Marmaray’ –con un coste estimado de 5.000 millones de dólares (más de 3.700 millones de euros) y que, pese a haber sufrido numerosos retrasos, ha sido programado para abrirse al público el próximo 29 de octubre, día de la República turca. El proyecto incluye la ampliación de las líneas ferroviarias suburbanas, que crearán una línea de 76 kilómetros para, según el Gobierno, transportar a 1,5 millones de personas diarias a través de las dos partes de Estambul. También contempla la construcción de un canal paralelo al Bósforo que facilitará el tráfico de embarcaciones; uno de los aeropuertos más grandes del mundo; el tercer puente sobre el río y una gran mezquita con vistas a la ciudad.

Fuente: İspatEl Gobierno de Turquía ha finalizado con éxito la prueba del túnel ferroviario que circula bajo el estrecho del Bósforo y conectará los lados europeo y asiático, siendo el primero de los grandes proyectos planificados para la ciudad de Estambul. El túnel, que medirá 13,6 kilómetros –incluyendo un túnel sumergido de 1,4 kilómetros– será el más profundo de este tipo del mundo. El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan –que este domingo realizó el primer viaje en tren a través del túnel– ha afirmado que el proyecto ha tardado 150 años en realizarse y que conectar “Londres con Beijing”  no sólo servirá a los ciudadanos de Estambul y Turquía.   Este túnel es parte de un gran proyecto, denominado ‘Marmaray’ –con un coste estimado de 5.000 millones de dólares (más de 3.700 millones de euros) y que, pese a haber sufrido numerosos retrasos, ha sido programado para abrirse al público el próximo 29 de octubre, día de la República turca. El proyecto incluye la ampliación de las líneas ferroviarias suburbanas, que crearán una línea de 76 kilómetros para, según el Gobierno, transportar a 1,5 millones de personas diarias a través de las dos partes de Estambul. También contempla la construcción de un canal paralelo al Bósforo que facilitará el tráfico de embarcaciones; uno de los aeropuertos más grandes del mundo; el tercer puente sobre el río y una gran mezquita con vistas a la ciudad.

Fuente: İspatEl Gobierno de Turquía ha finalizado con éxito la prueba del túnel ferroviario que circula bajo el estrecho del Bósforo y conectará los lados europeo y asiático, siendo el primero de los grandes proyectos planificados para la ciudad de Estambul. El túnel, que medirá 13,6 kilómetros –incluyendo un túnel sumergido de 1,4 kilómetros– será el más profundo de este tipo del mundo. El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan –que este domingo realizó el primer viaje en tren a través del túnel– ha afirmado que el proyecto ha tardado 150 años en realizarse y que conectar “Londres con Beijing”  no sólo servirá a los ciudadanos de Estambul y Turquía.   Este túnel es parte de un gran proyecto, denominado ‘Marmaray’ –con un coste estimado de 5.000 millones de dólares (más de 3.700 millones de euros) y que, pese a haber sufrido numerosos retrasos, ha sido programado para abrirse al público el próximo 29 de octubre, día de la República turca. El proyecto incluye la ampliación de las líneas ferroviarias suburbanas, que crearán una línea de 76 kilómetros para, según el Gobierno, transportar a 1,5 millones de personas diarias a través de las dos partes de Estambul. También contempla la construcción de un canal paralelo al Bósforo que facilitará el tráfico de embarcaciones; uno de los aeropuertos más grandes del mundo; el tercer puente sobre el río y una gran mezquita con vistas a la ciudad.

Fuente: İspat

LinkedIn